20-04-2019

Calello: "iba a ser imposible poder ordenar la institución"

Miguel Calellio (SIC), imagen de DIRECT TV, tras el partido.

"Si el club se iba a la Primera B Metropolitana, iba a ser imposible poder ordenar la institución. A partir de ahora tiene que empezar un club Quilmes a salir de esta implosión que sufrió", dijo el presidente Marcelo Calello, al finalizar el partido.

Sin hacer una sola autocritica sobre los últimos tres años de su gestión, donde el club estaba sin sobresaltos en Primera División, Calello agradeció "a toda la Comisión directiva que me acompañó; realmente fueron tres años dificiles", agregó.

Calello, quien apenas llegó fue a la Justicia a pedir una convocatoria de acreedores, la cuál logró bajar en varios millones la deuda, tampoco explicó cuál es la deuda actual que mantiene la institución post concurso.

Sin embargo, se victimizó al señalar que "esto no es solo fútbol, hay muchos deportes y mucha gente que depende de acá; hay más de 230 empleados que dependen que en el fútbol nos vaya bien".

En este sentido, tampoco dijo si acaso piensa tomar alguna determinación para reducir el deficit que actualmente tiene la institución (se habla de algunos sueldos de personal administrativo que rondan los $80 mil pesos mensuales).

Consultado como se encontraba actualmente la institución, Calello se puso el casette y señaló que: "Estamos creciendo en un montón de áreas; en los últimos dos años no tuvimos los resultados que esperabamos, pero creo que a partir de ahora empieza un nuevo Quilmes que está sentando las bases para poder ser el protagonista que merece dentro del ambito del fútbol".

LA MOCHILA DEL DESCENSO
Desde que Marcelo Calello se hizo cargo de la presidencia del club, el Cervecero cayó prácticamente en picada. En ese momento se encontraba tranquilo en Primera División, y descendió.

Luego, al año siguiente, estuvo a un punto de irse a la Primera B. Zafó por un punto. Y ahora, volvió a padecer de las malas contrataciones y de la gente casi sin experiencia a la hora de armar el plantel (entre ellos el manager que contrató). Claro que la falta de inversiones también se hizo notar, y es muy problable que el hincha, este record de malos resultados nunca se lo olvidará.