14-09-2020

Recorrida oficial por la sede de Bromatología


La intendenta Mayra Mendoza encabezó una recorrida por la recuperada y reinaugurada sede de la Dirección de Bromatología comunal, ubicada en la avenida Calchaquí al 1300, entre Carlos Pellegrini y Corrientes, en la zona oeste del distrito. Allí, recorrió las instalaciones donde se encuentran los laboratorios y el espacio destinado a la inspección de los camiones.

“Visitamos la Dirección de Bromatología, espacio que se encontraba totalmente deteriorado y que recuperamos en estos meses de gestión. Al momento de asumir no contábamos con esta área en funcionamiento y gracias al gran trabajo que hicimos desde el Municipio, el distrito volvió a poner en marcha la inspección de camiones que transporten sustancias alimenticias con las condiciones sanitarias correspondientes”, afirmó la jefa comunal, que estuvo acompañada por la titular de la Agencia de Fiscalización y Control Comunal, Alejandra Cordeiro; el secretario de Salud, doctor Jonatan Konfino, y la directora de Bromatología, Iris Bejarano.

Por su parte, Konfino indicó: “Es importante destacar que se reconstruyó un área de trabajo, que es una Dirección de Bromatología en nuestro organigrama, pero que en definitiva es estar garantizando el derecho a la salud a través de la prevención, principalmente de las enfermedades transmitidas por alimentos. Y me parece importante contextualizarlo que venimos de no tener directamente ni un laboratorio, ni un lugar de inspección, ni la posibilidad de prevenir las infecciones transmitidas por alimentos cuando arrancamos en diciembre, y en pocos meses y en el marco de una pandemia, se volvió a poner esta área de trabajo de pie, en pos de cuidar la salud de los quilmeños y las quilmeñas”.

Uno de los profesionales del Laboratorio de Microbiología, el licenciado en Biotecnología e inspector, Juan Pablo Náñez, señaló: “analizamos alimentos, tomado muestras, inspeccionando comercios. Es un trabajo muy arduo que requiere mucho tiempo, pero es prevención de la salud de los quilmeños. Los ciudadanos consumen alimentos y agua que pueden estar contaminados, entonces nuestro objetivo es asegurarnos que esos alimentos estén en buenas condiciones. Nos encargamos de examinar el lugar donde se confeccionan los alimentos, además de tomar las muestras que se analizan en un laboratorio del área de Bromatología”.

También en dicha área se hacen análisis medioambientales y se va a las industrias a corroborar que el medio ambiente esté saludable para la población de Quilmes, para ver si se arrojan contaminantes y determinar por medio de análisis de laboratorio como están dando los resultados de lo que se descarga o lo que pueda haberse hallado en esos análisis.

Desde la Dirección de Bromatología se realizan las inspecciones para las habilitaciones sanitarias de industrias y comercios de alimentos; controles en los establecimientos en los que se elaboran y/o comercializan alimentos; control sanitario de transportes de alimentos; habilitación de vehículos para el transporte de alimentos; inspecciones para habilitaciones de temporada de natatorios; control y verificación de retiro de alimentos de mercado; denuncias; análisis de laboratorio (ETAS) e impacto ambiental. A esto se sumó el análisis de agua potable en lugares públicos, como clubes o escuelas y también, en privados, como consorcios o edificios.

En tanto, Bromatología cuenta con un área de Medio Ambiente, que es la que monitorea la calidad de agua superficial y profunda en la cuenca hídrica arroyo San Francisco – Las Piedras, como la del Río de la Plata, una tarea participativa con los municipios de Florencio Varela, Almirante Brown y Avellaneda. 


Mas Noticias