20-11-2019

Pidieron la captura internacional de un ex cura quilmeño

La fiscal María Soledad Filtrín Cuezzo solicitó la captura internacional del ex obispo de Orán y ex párroco en la Diócesis de Quilmes, Gustavo Oscar Zanchetta, a quien se lo acusa de abuso sexual en perjuicio de dos víctimas.

La medida se dicto por la rebeldía del sacerdote imputado por el delito de abuso sexual simple, continuado agravado por ser cometido por un ministro de culto reconocido, en perjuicio de dos víctimas.

Para la fiscal el pedido de captura obedece a que el imputado no respondió a los reiterados llamados telefónicos y correos electrónicos, aportados voluntariamente por Zanchetta quien constituyó domicilio en el Vaticano; luego que el juez de Garantías de 2° Nominación de Orán, Claudio Alejandro Parisi, autorizara la salida del país del ex obispo

La causa fue elevada a juicio en julio pasado y en el pedido de elevación, la fiscal incluyó las pruebas colectadas durante la investigación y los resultados de las pericias psiquiátricas y psicológicas realizadas.

Según el informe psiquiátrico, el acusado “presenta personalidad con rasgos psicopáticos (indicadores de manipulación, emociones superficiales, escasa capacidad empática); no presenta psicosis, ni otro trastorno mental que altere la relación con la realidad”.

Y además, que se vincula a través de interrelaciones dispares, ejerciendo poder sobre el otro, y que puede comprender la conducta desplegada y discernir actos socialmente reprochables.

En el año 2017, el Papa Francisco nombró a Zanchetta como asesor de la Administración del Patrimonio de la Sede Apostólica (APSA).

Recién el 4 de enero de este año, el Vaticano confirmó que se inició una investigación por las denuncias de abuso sexual realizadas contra el ex obispo, quien estuvo a cargo de la Diócesis de Orán hasta septiembre de 2017.

Según las denuncias investigadas realizadas por dos seminaristas, los abusos sexuales ocurrieron en el edificio del seminario “Juan XXIII” de Orán y en una casa particular de la localidad salteña de Los Toldos.

Zanchetta perteneció a la Diócesis de Quilmes y había sido ordenado sacerdote por el obispo Novak en 1991. Antes de ser obispo de Orán, cumplió diferentes funciones y fue párroco de la iglesia San Farancisco de Asis.